Desde el sindicato aseguran que se trata de una campaña de Iberia para esconder el claro deterioro del mantenimiento de los aviones. El sindicato Español de Pilotos de Líneas Aéreas (SEPLA) acusó hoy a Iberia de estar abriendo expedientes a aquellos comandantes que han denunciado deficiencias en el mantenimiento de las aeronaves o de las operaciones en vuelo.

Para el SEPLA, se trata claramente de una campaña de presión hacia el colectivo de pilotos con la finalidad de acallar a aquellos profesionales que se manifiestan contra el deterioro del mantenimiento que la compañía realiza sobre los aparatos y la política de reducción de costes que está aplicando la actual dirección.

Asimismo, desde el sindicato también manifestaron su indignación la suspensión de empleo y sueldo de los dos pilotos involucrados en el incidente de Vigo ya que se ha vulnerado la presunción de inocencia recogida en el artículo 24 de la Constitución y también el 25 en el que se recoge el derecho al trabajo.