El presidente de Spanair, Gonzalo Pascual, expresó ayer la intención de la compañía de aumentar notablemente su presencia en el aeropuerto de Barcelona. Para ello, según dijo, es fundamental que entre en funcionamiento la tercera pista de El Prat ya que actualmente no tienen los derechos de vuelos que la aerolínea necesita para llevar adelante su plan de expansión. ´Se trata de un objetivo prioritario para nosotros ya que necesitamos mas licencias en Barcelona que en el aeropuerto de Madrid.´

Según dijo, la decisión del ministro de Fomento de obligar a las compañías a devolver los derechos de vuelos que no utilizaban ha sido un acierto a pesar de las críticas que ha recibido ´por un decreto ley que ha forzado a todas las compañías a devolver miles de licencias que no utilizaban´. En su opinión, un reparto más equilibrado facilitará la competencia. Recordó que Spanair ya cuenta con 20 vuelos en el puente aéreo y el objetivo es incrementar esta presencia de forma urgente.

Gonzalo Pascual aseguró que Spanair es la ´aerolínea más puntual de España con datos oficiales en la mano´. También explicó que su apuesta es por incrementar la calidad. ´La experiencia nos está demostrando que en un plazo de cinco años el panorama actual en el sector aéreo va a cambiar radicalmente en Europa y las compañías de bandera no tienen por qué ser las que sobrevivan, sino las que estén mejor gestionadas.´ Adelantó que la compañía cerrará el ejercicio 2001 con unas pérdidas de entre 5 y 10 millones de euros, pero no ha sido necesario reducir plantilla.