Según el Colegio de Pilotos no hay constancia de ningún accidente provocado por el consumo de estupefacientes. El Colegio de Pilotos de Líneas Aéreas (COPAC) ha pedido prudencia a la hora de tratar las informaciones relativas al accidente del viernes en Melilla y al posible positivo de los pilotos en los análisis de estupefacientes. El mal tratamiento de esta información podría, según fuentes del COPAC, llevar a la opinión pública a formarse una imagen errónea del colectivo de los pilotos y conviene dejar que sea la Comisión de Investigación de Accidentes e Incidentes Aéreos de Aviación Civil quien investigue. Según esta organización, en España no hay constancia de un solo accidente aéreo provocado por la ingesta de este tipo de sustancias.