La niebla parece ser la causa del accidente. Un avión de transporte ucraniano procedente de kabul, en Afganistán, se ha estrellado esta mañana en Trabzon, Turquía, causando la muerte de sus 74 ocupantes, 12 tripulantes y 62 militares españoles.

El aparato, un YK-42, viajaba a Zaragoza y pretendía aterrizar en Trabzon para repostar, según el gobernador de la localidad, Aflan Yildirim. Y ha sido en el tercer intento de aterrizaje que el avión se ha estrellado en medio de una intensa niebla.

Los militares regresaban a España después de pasar cuatro meses en Afganistán. En su mayoría son miembros del Regimiento de Ingenieros número 1 de la División Mecanizada Brunete, con base en la localidad de Castrillo del Val (Burgos).