Sin embargo, en su comparecencia del miércoles Trillo aseguró no haber recibido quejas con anterioridad al accidente.El diario El País publica hoy un informe del teniente coronel Solar, jefe del contigente español en Kabul y muerto en el accidente de Turquía, en el que recoge irregularidades entorno a otro viaje de los militares españoles Afganistán. El informe redactado por el teniente coronel no cita el modelo de avión utilizado, pero si la aerolínea: la TAP portuguesa. Según este informe, el aparato llegó a la base de Valladolid a recoger a los militares casi sin combustible por lo que el aparato tuvo que desplazarse primero a Lisboa (es decir, en dirección contraria a Afganistán). El avión tampoco disponía de permiso para sobrevolar el espacio aéreo turco, que llegó horas más tarde. Finalmente, el avión aterrizó en Afganistán con más de cinco horas de retraso sobre el horario previsto y quince minutos después del límite establecido por el aeropuerto afgano.

Además, denuncia que en más de 12 horas de vuelo sólo recibieron un aperitivo y una cena (servida a las 9 de la mañana). También critica la calefacción deficiente, que no funcionaba el equipo de vídeo y que casi todos los asientos de preferente estaban utilizados por personal civil desconocido.

Cabe recordar que el ministro de Defensa, Federico Trillo, aseguró el pasado miércoles en el Congreso de los Diputados que no se habían recibido quejas ni verbales ni escritas sobre las condiciones en las que se realizaban este tipo de vuelos.

www.elpais.es