El contrato se licita a la baja este año.

El contrato se licita a la baja este año.


El servicio, que se licitó en 2016 por 11,8 millones, se ha convocado este año por valor de 10,8 millones


MADRID (EXTRACREW.COM/Agencias)- El Ministerio del Interior ha reducido en un millón de euros el contrato con las aerolíneas para los vuelos de deportación de extranjeros.

El servicio se licitó en 2016 por 11,8 millones, y se ha convocado este año por valor de 10,8 millones, impuestos incluidos en ambos casos.

El objetivo es adjudicar la gestión de los vuelos con los que Interior traslada a los extranjeros bajo custodia policial, ya sea dentro de territorio nacional o para expulsarles a sus países de origen, incluyendo los traslados bajo el paraguas de FRONTEX, por un periodo de 18 meses.

En la actualidad este servicio está en manos del consorcio entre Air Nostrum y Barceló, que tras ser descalificada por incumplir alguno de los requisitos en la convocatoria de 2016, ganó la pugna legal con la UTE que resultó adjudicataria, Air Europa-Swiftair.

Según el pliego de condiciones, entre otros requisitos los interesados habrán de contar con aviones con antigüedad no superior a 25 años y capacidades en una horquilla que va desde menos de 75 plazas hasta más de 200, y ofrecer servicios «equivalentes a los de la Clase Turista» incluido un cátering.

Según el último informe disponible publicado por el Defensor del Pueblo en su calidad de Mecanismo Nacional de la Tortura, correspondiente a 2016, el Ministerio del Interior fletó en solitario o en colaboración con Frontex un total de 21 vuelos internacionales con los que expulsó a 521 inmigrantes a sus países de origen o procedencia. Además, fletó 69 vuelos desde distintos puntos del territorio nacional con destino a Ceuta para expulsar a 1.219 personas a Marruecos y otros tres a Melilla para hacer lo mismo con otras 18 personas.




Anterior


Siguiente

Artículos relacionados:
No hay comentarios aún. ¡Danos tu opinión!
Debes estar registrado para comentar