FteJerez Flight Training Europe

 

Airbus A320 neo

Un A320neo LR


Airbus podría cerrar un contrato de 18.000 millones de dólares. La guerra comercial iniciada por Donald Trump entre EEUU y China está inclinando la balanza, sin duda, a favor de un acuerdo de compra entre China y Europa.


El posible pedido de aproximadamente 180 aviones A320 Neo, que se empezó a negociar en enero, se comentó durante el viaje a Beijing de la semana pasada en el que participó el Director Ejecutivo de Airbus, Tom Enders, y el presidente de aviones comerciales, Guillaume Faury.

Los ejecutivos fueron a China para conmemorar el décimo aniversario de la primera línea de ensamblaje de Airbus en China y la apertura de una planta de helicópteros.

La compañía europea no ha hecho comentarios sobre la posible compra-venta y dijo que no comenta sobre los planes o las discusiones confidenciales con los clientes. La CAAC, el regulador de aviación de China, dijo que se había reunido con Faury, sin dar más detalles sobre el contexto.

LOS ANUNCIOS POLÍTICOS DE BEIJING

El momento para anunciar esto no será una coincidencia“, dijo Sash Tusa, analista de Agency Partners en Londres. “Los chinos son políticos en la forma en que anuncian acuerdos, usan la compra de aviones como un medio para hacer política internacional”.

El presidente Xi Jinping estaría barajando anunciar la compra en la feria “China International Import Expo” en Shanghai a partir del 5 de noviembre, donde se espera que se anuncie una serie de acuerdos que demuestren el papel de la nación en el comercio global. La orden también podría ocupar un lugar destacado en la exhibición aérea de Zhuhai, en el sur de China, un día después.

China se ha convertido en un campo de batalla para Airbus y Boeing a medida que los titanes de la aviación buscan dominar un mercado que se espera se convierta en el más grande del mundo a principios de la próxima década.

El gobierno, que negocia sus acuerdos de aeronaves a través de un grupo de compras centralizado, generalmente divide los pedidos entre los fabricantes de aviones para cumplir con sus objetivos de expansión rápida.

China tradicionalmente ha combinado los pedidos de aeronaves con una perspectiva geopolítica más amplia, lo que, dada la disputa comercial con los Estados Unidos, actualmente favorece a Airbus, dijo Rob Stallard, analista de Vertical Research Partners.

 
LAS ADVERTENCIAS DE CHINA HACIA BOEING

China ha mostrado los dientes a Boeing en su disputa comercial con el presidente Donald Trump, amenazando con un arancel del 25 por ciento sobre las importaciones del B737 que están a punto de ser entregados. Este castigo, aún no implementado, no afectaría a la serie 737 Max mejorada de la compañía estadounidense.

El anuncio del pedido a Airbus no indicaría por sí misma que China tenga la intención de excluir a Boeing. El acuerdo de compraventa del A320 no se ha materializado dos veces antes, durante las visitas al presidente francés Emmanuel Macron y el primer ministro Edouard Philippe en Beijing.

Airbus ya tiene una fuerte posición de ventas en China respaldada por su producción local del A320. “Asegurar una venta importante en este mercado nacional de rápido crecimiento sería una gran ventaja para Airbus, y para los chinos enviaría una señal clara a los Estados Unidos sobre la escalada de la guerra comercial”, dijo John Strickland, director de JLS Consulting en Londres.


Anterior


Siguiente

Artículos relacionados:
No hay comentarios aún. ¡Danos tu opinión!
Debes estar registrado para comentar