La asignación aleatoria rara vez comporta asientos contiguos.

La asignación aleatoria rara vez comporta asientos contiguos.


Aviación Civil británica investigará la política de los operadores a la hora de asignar asientos




La Autoridad de la Aviación Civil británica tiene sospechas de que tras la aparentemente aleatoria asignación de asientos en los vuelos se esconde un fructífero negocio para las aerolíneas.

El organismo responsable de la gestión de la aviación civil en UK quiere revisar las políticas de asientos asignados por las aerolíneas, a causa de las diversas quejas de los consumidores denunciando que las actuales normas de asignación de asientos en los aviones son, como poco, opacas.

La investigación pretende esclarecer si las aerolíneas dividen deliberadamente las parejas o los grupos para conseguir más ingresos. El derecho a elegir asiento, actualmente de pago en la mayoría de operadores, reporta unos ingresos próximos a los 390 millones de libras al año a las compañías británicas.

Según una encuesta elaborada por el propio organismo de aviación se desprende que el 35% de lo pasajeros que volaron con Ryanair se separaron de su grupo por no pagar asientos juntos, así como al 22% de los pasajeros que volaron con Emirates y el 18% de Virgin Atlantic.


Anterior


Siguiente

Noticias relacionadas:
No hay comentarios aún. ¡Danos tu opinión!
Debes estar registrado para comentar